Desafortunadamente, no hay una sola respuesta o estrategia para abordar la custodia de los niños después de un divorcio.

Las circunstancias de cada uno son diferentes, y sus hijos tienen necesidades diferentes. Por lo tanto, hay varias maneras en que los padres de California pueden asumir la crianza después del divorcio. Algunos padres podrían intentar ser co-padres, donde todavía colaboran y se comunican regularmente.

Sin embargo, el tiempo después de un divorcio puede ser emocionalmente estresante. Incluso cuando los cónyuges divorciados permanecen en términos civiles, la crianza de sus hijos puede ser un desafío. Para los padres en este tipo de situaciones, la crianza de los hijos paralela podría ser una buena estrategia.

¿Qué es la crianza paralela?

La crianza paralela permite que ambos padres permanezcan involucrados en la vida de su hijo, pero no en la vida de su ex-cónyuge. Es una forma de co-paternidad que reduce la interacción y la comunicación entre los padres, incluso cuando se centran en ser los mejores padres posibles para sus hijos. Esto generalmente ayuda a los padres a:

  • Evitar conflictos con el otro padre;
  • Crear límites fuertes y saludables;y
  • Reducir las preocupaciones acerca de lo que el otro padre podría pensar de su crianza.

Si a los padres les preocupa el conflicto o los argumentos pasados que interfieren con su crianza, podría valer la pena intentar la crianza paralela.

Tres cosas esenciales que necesitas para que la crianza paralela funcione

Dado que la crianza paralela implica una cantidad limitada de comunicación, los padres deben pensar cuidadosamente y planificar cómo se acercarán a la crianza paralela.

Tres cosas que los padres deben considerar incluyen:

  1. Crear un plan de crianza que pueda satisfacer las necesidades de la familia: Los padres deben hacer un plan de crianza, o un acuerdo de custodia, en California. Este plan puede ser tan flexible o detallado como los padres desean, pero los padres paralelos deben establecer detalles específicos con respecto a la disciplina y las decisiones, para que puedan estar en la misma página.
  2. Aclarar las logísticas con anticipación: Estos detalles suelen estar en el plan de crianza, pero los padres paralelos deben establecer detales para el calendario de crianza, así como manejarán los intercambios.
  3. Determinar cómo comunicarse: En muchas situaciones de crianza paralelas, los padres han encontrado el éxito utilizando medios electrónicos de comunicación, como el correo electrónico. Esto permite a los padres compartir detalles importantes y permanecer en contacto, pero mantener las interacciones civiles.

No importa el enfoque, se trata de los niños

Es posible que la crianza paralela no funcione para todos, del igual que puede no funcionar la co-paternidad colaborativa. En otros casos, una combinación de las dos estrategias podría satisfacer mejor las necesidades de la familia.

Independientemente del enfoque que los padres tomen después de un divorcio, ambos deben recordar centrarse en los intereses superiores de su hijo y siempre poner a sus hijos en primer lugar.